IMAS y la Tribu en la Escuela de rugby Madiba!

MASDP Evaluation report released!
9th agosto 2019

«No hay camino fácil para la libertad en ningún lugar y muchos de nosotros tendremos que pasar por el valle de las sombras una y otra vez antes de llegar a la cima de la montaña de nuestros sueños» Nelson Mandela

 

Bajo la atenta mirada de “Madiba”, Nelson Mandela en el muro interior del patio de la cárcel de Estremera en Madrid, lleva desarrollándose desde el año 2011 un proyecto de educativo y cargado de valores sociales y de convivencia a través del deporte, a través del rugby.

La “escuela de rugby Madiba” fue fundada por un funcionario de la prisión quien creyendo en las segundas oportunidades y en el poder de la educación, al igual que Nelson Mandela, propuso la actividad con el fin de generar en los presos una motivación para seguir adelante con su vida a través del respeto hacia sí mismos, de la educación y de la posibilidad de una vida desde la justicia y la concordia.

Carlos Solla, apasionado del rugby, y trabajador del propio centro penitenciario de “La Estremera” inició el proyecto en su tiempo libre, lo que enaltece aún más su trabajo y obra y confiesa que su pasión es ver los beneficios del rugby a todos los niveles.

Desde 2011 ha conseguido a base de mucho esfuerzo, trabajo y sacrificio generar múltiples oportunidades para el equipo y para el proyecto. Se hace un entrenamiento semanal y los integrantes del equipo sueñan con la oportunidad de formar parte del equipo. Cada jugador del equipo es consciente de que el equipo depende de ellos mismos, de su conducta, de su disciplina y del respeto así que se esfuerzan en escuchar las palabras de Carlos y seguir sus orientaciones en cada entrenamiento y en cada actividad.

Gracias a la labor pedagógica de Carlos, clubes de rugby españoles entran a jugar partidos contra el equipo de rugby de “La Estremera”. Estos partidos alientan a seguir trabajando y seguir derribando barreras y demostrando que cambiar el mundo es posible gracias al rugby.

Carlos también intenta que la esencia educativa del rugby llegue al módulo de las mujeres y se esfuerza en organizar talleres de equipos femeninos de diferentes clubes para la captación y mejora del bienestar y calidad de vida que ofrece la práctica del deporte y del rugby.

El sábado 28 de septiembre de 2019, IMAS tuvo la suerte de poder sentir la energía del maravilloso proyecto de la “Escuela de rugby Madiba” en la cárcel de la estremera de la mano de “La Tribu”.

La Tribu es un proyecto de rugby que surge en 2016 y utiliza el rugby como medio de inclusión social y de ayuda a las personas vulnerables en riesgo de exclusión.

Patricio Montilla, fundador de La Tribu, realiza una labor pedagógica y educativa maravillosa a través del rugby. Incansable y constante en su trabajo dedica su tiempo libre a generar calidad de vida a través del rugby ayudando a toda persona que lo necesite.

Fruto de ese amor Patricio está en contacto con múltiples personas y organizaciones que utilizan el rugby y el deporte como motor de cambio, como apoyo y soporte de bienestar social y calidad de vida.

En el partido que jugamos en la cárcel de la estremera, “La tribu” donó una gran cantidad de material y ropa de rugby. Dicho material y ropa se obtuvo en una gran recogida solidaria y fruto de un gran esfuerzo de “La Tribu”. También Patricio Montilla donó dos balones de rugby a IMAS.

Agradecemos profundamente el esfuerzo y atención hacia la labor por el Mixed Ability.

Desde la “Escuela de Rugby Madiba”, desde “La Tribu” y desde IMAS creemos que un mundo mejor es posible. La educación sobre la idea de bien, la formación de personas críticas y justas, y el generar entornos inclusivos donde todas las personas tengan la oportunidad de sentirse realizadas puede de verdad cambiar el mundo. Por ello, animamos a toda la ciudadanía a firmar el manifiesto de IMAS. Cada firma es un ánimo y un apoyo energético maravilloso para seguir con la labor educativa.

Como decía Nelson Mandela: «La educación es el arma más poderosa que puedes usar para cambiar el mundo»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *